Conviene valorar algunos puntos importantes en la adquisición de un frigorífico: ubicación, uso, capacidad para albergar, tiempo de congelación…
Su ubicación. No sólo para conocer las dimensiones que ha de tener, sino también para elegir el color o la panelación, acorde con el mobiliario que lo rodea. En cuanto al uso y frecuencia de utilización, hay que pensar en el número de personas que lo van a usar, si su uso será diario y si va a albergar gran cantidad de alimentos congelados. En viviendas de veraneo o visita ocasional no merece la pena llegar a las prestaciones que necesitamos en la vivienda habitual de todo el año, esto se debe tener en cuenta para el ahorro económico al tener menores prestaciones. La capacidad de la nevera , que se mide en litros. Para una persona que vive sola puede ser suficiente un frigorífico de entre 100 y 150 litros, mientras que en una casa de tres o cuatro personas se aconseja un frigorífico de 350 a 500 litros.
Hay que tener en cuenta el tiempo de conservación de los productos congelados, no es lo mismo congelar para dos días que para varios meses, La capacidad de congelación viene dada por las estrellas del congelador: Una estrella: -6º C de mínima temperatura, son congeladores diseñados para mantener unas horas los alimentos. Dos estrellas: -12º C de temperatura mínima, los alimentos se pueden congelar aproximadamente hasta tres días. Tres estrellas: -18º C de mínima temperatura, los alimentos se mantienen en buen estado congelados durante meses. Cuatro estrellas: la congelación es más rápida y permite congelar una mayor cantidad de alimentos.
Es importante conocer los tipos de frigoríficos que hay en el mercado: Convencionales, Combis, No Frost, tres puertas y ecológicos. Los convencionales, son los más sencillos y por ello económicos, tienen un solo motor que hace funcionar el congelador y la nevera, al haber un único regulador si se desea congelar a un nivel fuerte también se enfriarán demasiado los alimentos de la zona frigorífica incluso llegar a congelarse. Los frigoríficos combi, no tiene el problema de los convencionales ya que cuentan con dos motores independientes que permiten regular de distinta manera el congelador y la nevera, también incorporan un sistema de descongelación especial que hace que la escarcha se convierta en agua y después se evapore, esto permite un aumento de la humedad que mejora la conservación de los alimentos perecederos. Frigoríficos de frío seco o sin escarcha (No Frost): mejoran la refrigeración y la congelación, y logran evitar la mezcla de olores y sabores, la pérdida de propiedades de los alimentos y que los congelados se peguen entre sí, no producen escarcha, por lo que no es necesaria la descongelación periódica del frigorífico para realizar su limpieza, el efecto se logra gracias un reparto uniforme del aire frío por todo el electrodoméstico, Algunos frigoríficos están equipados de un sistema llamado telediagnosis que avisa al usuario en caso de que se rompa la cadena de frío o la puerta quede abierta. Los frigoríficos de tres puertas: cuentan con tres apartados, uno de congelación, otro de refrigeración y un tercero que se puede usar para una de estas dos funciones según las necesidades que tengamos en ese momento. Frigoríficos ecológicos, son frigoríficos utilizan CFC (gases cloro fluoruro carbonados) que dañan la capa de ozono si se escapan. Los frigoríficos ecológicos reducen el uso de estos al 50%.
Otro factor a tener en cuenta serían los conceptos y símbolos que suelen disponer un frigorífico como: A/A+, con esta letra se indica que el frigorífico está diseñado para reducir el consumo energético al máximo, la letra A+ ahorra un 70% de energía respecto a un electrodoméstico corriente, mientras que la A ahorra un 45%. A partir de ahí, se pueden encontrar frigoríficos con clasificación B (ahorra un 25%), C, D, E, etc. Con pantalla LCD, los combis o frigoríficos equipados con pantalla de cristal líquido (LCD) permiten visualizar todas las funciones, temperaturas, etc. del aparato de una forma sencilla y cómoda. ACS, Siglas de “Advanced Control System”. Se trata de una tecnología que permite que la temperatura interna del frigorífico permanezca inalterable, aunque la temperatura exterior ascienda por encima de los 40 grados centígrados. Función Antibacterias, Se refiere a un tratamiento especial que se da a las paredes interiores del frigorífico para evitar que las bacterias y hongos se reproduzcan, así se evita una posible contaminación de los alimentos, algunos fabricantes ofrecen un sistema que avisa en caso de que haya peligro de contaminación por listeria.

Write a comment:

You must be logged in to post a comment.

logo-footer

Síguenos:              

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Política de cookies

ACEPTAR